Saltar al contenido

12 Cosas que no le gustan a tu perro

3 junio, 2019
portada-12-cosas-perro-odia
Compartir en:

Cuando tienes un perro tu vida se vuelve mucho más divertida, ahora tienes un mejor amigo que está esperando a que vengas a casa todas las noches y mejora tu estado de ánimo; no importa las circunstancias, cada perro ama incondicionalmente a su dueño, pero hay bastantes formas en que puedes enloquecer a tu perro sin siquiera darte cuenta de eso.

Recopilamos doce de estos hábitos molestos que nuestras queridas mascotas odian de nosotros.

¿Sabías que a la mayoría de los perros no les gusta cuando les acaricias la cabeza?

Por supuesto cada mascota es diferente pero siempre es útil saber estas pequeñas cosas.

1- Abrazar a tu perro

Nosotros podríamos pensar que no hay nada malo en abrazar a nuestras mascotas pero de hecho la mayoría de los perros no les gusta. Lo más cercano que los perros lleguen al abrazo humano es poner sus patas sobre los hombros de los demás en el mundo perruno esto se considera un acto de control, es por eso que algunos perros simplemente toleran un abrazo mientras que otros pueden percibirlo como un acto de dominación y no lo disfrutará tanto.

abrazar-perro

2- Usar más palabras que lenguaje corporal

Dado que los perros no pueden entender lo que decimos(aparte de tal vez algunas frases) ellos necesitan leer nuestros gestos para averiguar qué queremos de ellos.

Así que mezclar comandos verbales y físicos puede ser bastante confuso para nuestros amigos animales. Siempre trata de hacer pequeños gestos mientras explica los diferentes comandos a tu perro: de esa manera será más fácil para tu mascota entenderte y hacer lo correcto.

tocar-perro

3- Acariciarle la cabeza

Tocar y acariciar a un perro es normal para nosotros mientras muchos perritos sólo pone su cabeza hacia arriba para que los acariciemos, la mayoría de ellos realmente no disfrutan de eso.

Al igual que en nosotros a muchos perros no les gusta cuando se invade de su espacio personal, tu mascota no se dará cuenta de que es un acto de amor y aprobación, probablemente será más feliz si acariciase el lomo o la espalda baja en lugar de la cabeza.

perrovisual

4- Mantener contacto visual

Nosotros podemos mirar a los ojos de nuestros amigos peludos por el tiempo que queramos pero mantener el contacto visual con un perro que no nos conoce es poco aconsejable; pues puede desencadenar reacciones agresivas. Una vez más muchas de las reglas del mundo humano no se aplica en el mundo canino, incluso si estas tratando de parecer amable sonreír mirar a un perro directamente a los ojos sin siquiera pestañear puede ser visto como un acto de dominación.

Si deseas comunicarte con un perro desconocido no intentes hacer un contacto visual fuerte inmediatamente simplemente acércate lentamente y habla en silencio con él o ella.

5- Falta de reglas

Los perros insisten en una rutina organizada y necesita saber dónde están sus límites. Cumplir con la estructura y hacer cumplir las reglas los reconfortará y ayudará a construir su confianza en ti, además los perros no entienden el concepto de excepción: Es mejor para ellos cuando las reglas son estrictas y simples, de esa manera no habrá lugar para la confusión.

sad-dog

6- Mantenerlos con una correa apretada

Los perros son maestros en interpretar nuestros pensamientos y sentimientos a través de la correa. Sosteniéndola apretada, les mandas señales de que estás estresado y lo haces sentir incómodo también.

Manteneniendo la correa suelta o floja, le dices que todo está bien y que pueden calmarse.

En cualquier caso una correa apretada es simplemente incómoda para cualquier perro, es mucho más agradable cuando tu mascota se siente más libre para poder correr y jugar.

7- No dejarlo explorar y olfatear

Explorar su entorno olfateando cosas es el abc de un perro, si no dejas que tu perro se tome un tiempo para husmear puede fallar en su oportunidad de comprender mejor el mundo fuera de la puerta.

La mayoría de los perros están fascinados con el mundo exterior y tratan de aprovechar cualquier oportunidad para explorar cada pequeño detalle; para ellos es un espacio lleno de magia y maravillas así que dale la oportunidad de descubrir lo más posible respecto.

8- Obligarlo a interactuar con quienes no le gustan

Obligar a un perro a enfrentar sus miedos y hacer contacto con otros perros o extraños a los que temen o simplemente con los que no deseen interactuar, es a menudo muy contraproducente e incluso puede ser contraatacado con una mordedura.

¿Te gusta cuando otros te obligan a hablar con personas que no soportas?

Probablemente no. Lo mismo aplica para tu pero tu mascota tiene una personalidad propia y única y si no está dispuesto a interactuar en cierto momento debes respetarlo.

9- Estar tenso

Siendo expertos en nuestro lenguaje corporal, los perros fácilmente imitan exactamente cómo nos sentimos. Cada mascota se apega mucho a su dueño e incluso comienza a actuar de la misma manera a veces.

No es de extrañar que los perros y sus dueños a veces tengan el mismo carácter, entonces la mayoría de las veces cuanto más ansioso estás más preocupado estará tú perro. Si quieres que tu mascota esté calmada necesitas calmarte primero.

10- Ser aburrido

Cualquier persona que tenga un perro que está muy ocupado haciendo tareas aburridas en casa y que muestra poco interés en jugar es la pesadilla de cada mascota: Los perros comienzan a sentirse solos después de un día entero sin compañía y cuando finalmente vuelves casa necesitan al menos un poco de tu atención. Así que asegúrate de pasar un momento alegre con tu fiel amigo que ha estado esperando todo el día para verte.

11- Exponerlo a olores fuertes

Los perros tienen glándulas alrededor de diez mil veces más sensible a los olores que nosotros, por eso no les gusta estar expuestos a olores fuertes.

¡Sólo imagina la incomodidad de un olor fuerte y multiplícalo por diez mil! así es como se siente tu perro. Asimismo cuando planees usar cualquier cosa que pueda alterar su olfato hazte un gran favor y recuerda hacerlo mientras esté alejado a una buena distancia.

12- Bañarlo

El sonido extraño del agua que corre a través de las tuberías y la sensación inusual al verterla en su piel son las principales razones por las que los perros odian bañarse. Aveces el piso de la bañera también puede ser bastante incómodo para tu perro: Intenta colocar un tapete antideslizante en el fondo de esta y así resuelve este problema, usa shampoo formulado únicamente para caninos y asegúrate de que el agua sea tibia pero no demasiado caliente. Trata de hacer que el tiempo la lucha se ha divertido para tu perro y creénos, te lo agradecerá!

¿Cuál de estos puntos fue el que más te sorprendió? o ¿Cuál es el que más te gustó?

¡Háznoslo saber en los comentarios!